lunes, 17 de febrero de 2020

Ourellas de carnaval

  



  Ya está aqui "O Entroido" (carnaval) y por supuesto no podían faltar sus dulces típicos. Mis preferidos desde pequeñita son las orejas, tan dulces y crujientes. Siempre disfruté viendo como las preparaba mi madre y más tarde ayudándole. Me encantaba ver como crecían al freirlas y las formas extrañas que adoptaban. 

  Aquí os dejo la receta que siempre utilizo, como en todos los dulces típicos hay infinidad de recetas, cada zona suele tener las suyas.  Con la que os dejo os quedarán unas orejas muy crujientes.


  Ingredientes:

 1 huevo
50 gramos de mantequilla  o manteca de cerdo
60 gramos de azúcar glass
la ralladura de un limón o naranja
una pizca de sal
25ml de vino blanco
100ml de agua templada
500 gramos de harina (y un poco más por si necesita la masa)
aceite de oliva para freir
azúcar glass y canela para espolvorear




Fundimos la mantequilla y la mezclamos con el resto de ingredientes, mezclamos todo muy bien. 


Añadimos la harina poco a poco ayudándonos de las manos para amasar, si es necesario ponemos más harina. Tiene que quedar una masa muy elástica y blanda.

Hacemos una bola la envolvemos en plástico alimentario y la dejamos en la nevera como mínimo una hora. 


 Pasado ese tiempo engrasamos la mesa de trabajo con unas gotitas de aceite de oliva , añadimos también un poco de aceite al rodillo con el que vamos a estirar la masa. No añadir harina, pues la masa se pondría dura y perdería elasticidad.


Cortamos porciones de masa y la estiramos muy fina . Con un cuchillo cortamos la masa , yo lo hago en triángulos de no más de 10cm de largo, y los vamos friendo en abundante aceite (procurando que el aceite no esté demasiado caliente) intentando hacerle alguna doblez con la ayuda de una pinza o tenedor para que cojan forma de oreja.

 Espolvoreamos azúcar glass o una mezcla de azúcar glass y canela que es como más me gustan a mi.



Consejos:

Si te sobra masa se puede congelar y queda perfecta.
No pongas el azúcar hasta el momento servir para que se conserven crujientes más tiempo.


Disfruta del carnaval!!!!

lunes, 3 de febrero de 2020

Milhojas de manzana, queso fresco y nueces.



  Hoy os traigo un plato sencillo  pero muy rico y vistoso. 
Un milhojas de manzana, queso fresco y nueces, plato refrescante y muy  saludable.

Ingredientes :

Una manzana (la que más te guste)
Una tarrina de queso fresco
Un puñado de nueces peladas
Miel y canela


  Lo primero que tenemos que hacer es lavar la fruta, ya que vamos a consumirla con la piel. Luego la decorazonamos con cuidado y cortamos en  rodajas. Yo utilicé una manzana golden bastante grande y me dió para preparar tres milhojas. 

 Desmoldamos el queso y lo cortamos en rodajas del mismo tamaño que las de manzana. 

Vamos intercalando una capa de manzana y otra de queso, empezando por manzana en la base y terminando también con ella.
Hasta alcanzar la altura que queramos. 

  Troceamos las nueces y ponemos por encima de nuestro milhojas. 

  Por último ponemos la miel y espolvoreamos con canela. 



 El resultado es un vistoso milhojas, yo lo he tomado para desayunar, pero como postre o merienda también  es perfecto.  Además de ser un plato muy saludable. 


sábado, 1 de febrero de 2020

Calabaza asada con vinagreta de arándanos y nueces caramelizadas


   Hoy os traigo una receta  con calabaza y nueces, lo que la convierten en un plato especialmente beneficioso para la salud cardiovascular y para reducir el colesterol, gracias a los minerales y el omega3 que nos aportan.

 Se trata de una calabaza asada  acompañada de una vinagreta de arándanos y unas nueces de California caramelizadas que le dan el toque crujiente al plato.

 Ingredientes para la calabaza asada: 

 Calabaza
 Aceite de olivvirgen extra
 sal, pimienta, orégano
hojas de laurel







Limpiamos la calabaza con cuidado y la cortamos en trozos grandes, en esta ocasión utilicé una calabaza cacahuete pequeña y me pareció divertido cortarla en forma de pequeños cuencos, pero puedes cortarla como más te guste. Yo suelo hacerlo en rodajas de aproximadamente 1,5cm de grosor.
Colocamos los trozos de calabaza en una bandeja de horno, la mojamos con un hilo de aceite , salpimentamos y aliñamos al gusto.
Horneamos a 180ºC aproximadamente 20min


Ingredientes para la vinagreta de arándanos:

Un puñado de arándanos
2 cucharadas de  aceite de oliva virgen extra
2 cucharadas de vinagre de arroz
2 cucharadas de salsa de soja



Mezclamos los líquidos en un bol y emulsionamos con un batidor o tenedor, por último añadimos los arándanos cortados en cuartos.


Ingredientes para las nueces caramelizadas

un puñado de nueces peladas 
200gr azúcar blanco
1 vaso de agua

Ponemos en un cazo el azúcar con el agua, cuando empiece a burbujear añadimos las nueces y las dejamos que se vayan caramelizando hasta que el agua se evapore y el caramelo tenga el color deseado. removemos de vez en cuando, con muchísimo cuidado ya que el caramelo quema mucho, para que las nueces no se nos quemen y se caramelicen por todos los lados.



Montamos nuestro plato con la calabaza de base, añadimos las nueces y por último las bañamos con la vinagreta.
  

  Es un plato sencillo pero muy resultón y delicioso ya que al dulzor de la calabaza le sumamos la acidez de la vinagreta y el crujiente de las nueces, lo que lo convierten en un plato redondo.

viernes, 18 de octubre de 2019

Tarta de Queso al horno con chocolate blanco y fruta

 


Hace poco me invitaron a cocinar al programa de la television gallega Larpeiros Social club y después de darle muchas vueltas decidí hacer esta tarta de queso al horno que me encanta tiene un toque de vainilla que la hace muy apetitosa y el toque del chocolate blanco y la fruta fresca la convierten en una tarta muy resultona.

Pincha aquí para ver mi participación en el programa  . 




 Tarta de queso al horno con chocolate blanco y fruta

Ingredientes: 

Para la base
150g de galletas (las que más os gusten)
60g mantequilla fundida

Relleno
450g de queso crema (tipo philadelphia)
3 huevos
100g azúcar
100ml nata
esencia de vainilla

Decorar
Chocolate blanco
1 cucharadita de mantequilla
Fruta ( fresas, arándanos, frambuesas, moras, cerezas....)
Hojas de menta



Lo primero que vamos a hacer es preparar la base de nuestra tarta para ello pulverizamos las galletas, podemos introducirlas en una bolsa bien cerrada y pasar un rodillo hasta que queden hechas polvo; o bien utilizar un procesador de alimentos. 

Mezclamos las galletas con la mantequilla fundida y forramos bien la base de nuestro molde  dejando mas o menos un dedo de grosor por los bordes. Yo utilizo un molde circular de 20cm, de los que son desmontables. 
Una vez cubierto nuestro molde lo reservamos en frío para que la mantequilla se endurezca.

A continuación y con la ayuda de una batidora de barillas mezclamos el queso con el azúcar, una vez mezclado incorporamos la vainilla y la nata, por último los huevos uno a uno comprobando que queden bien mezclados.
 Cuando tengamos la masa preparada la volcamos  con cuidado sobre la base y la horneamos 50/55 minutos a 180ºC , pero ya sabéis , siempre el truco del palillo . 


Una vez fría, fundimos el chocolate blanco con la cucharada de mantequilla y cubrimos con él nuestra tarta. Dejamos que endurezca y por último decoramos nuestra tarta con la fruta troceada y las hojas de menta.




Puedes ultilizar diferentes frutas para convertir tu tarta en una nueva cada vez que la prepares.




También puedes jugar con el chocolate , combinandochocolate blanco y negro para personalizar la tarta a tu gusto.



Es una tarta relativamente fácil de preparar con la que siempre quedarás bien. Disfrútala y cuentámelo.

viernes, 20 de septiembre de 2019

Tarta de higos (Versión Fit)



  Esta semana he conseguido un montón de higos y me puse a pensar en como comérmelos sin tener remordimientos de conciencia. Y de ahí salió esta tarta, utilicé harina de espelta integral y azúcar de coco para hacerla más saludable.

 La espelta está considerada el cereal más completo y es más fácil de digerir que el trigo.Rica en vitaminas, minerales y proteínas es además fuente de fibra.

  El azúcar de coco es apto para diabéticos por su bajo índice glucémico. Rico en potasio, magnesio, zinc y hierro es  fuente de vitaminas del grupo B y C, contiene 16 de los 20 aminoácidos esenciales y nos ayuda a mantener por más tiempo la sensación de saciedad.


El higo es una fruta única, con piel suave, meloso, dulce y con semillas crujientes. Da mucho juego en la cocina, tanto en elaboraciones dulces , como la propuesta de hoy , como saladas. ya que combina a la perfección con quesos, verduras.....Puede parecer una fruta con muchas calorías pero el aporte calórico de un higo fresco es poco mayor que el de una manzana.

 Contiene potasio, calcio, magnesio, fósforo, hierro y manganeso. Y vitaminas K, B1,B5 y B6.

 La temporada de higos va desde julio a finales de septiembre.



 Tarta de Higos fit.

Ingredientes:

300gr higos frescos
2 huevos
200gr harina integral de espelta
4 cucharadas de levadura química
130gr azúcar de coco
120ml de aceite de oliva 
80ml de leche ( puede ser vegetal)
1 pizca de sal
aroma de vainilla
ralladura de limón

mantequilla o aceite para engrasar el molde

Lo primero es pelar con cuidado los higos y reservar. Precalentar el horno a 180ºC.

En un bol  ponemos los huevos con el azúcar y mezclamos bien . Añadimos la leche y el aceite, el limón y la vainilla . 


A parte mezclamos la harina con la sal y la levadura y lo añadimos a la mezcla anterior. Batimos hasta que tengamos una mezcla homogénea . Por último incorporamos los higos troceados a la mezcla reservando los más bonitos y enteros .


Volcamos la mezcla en el molde previamente engrasado y decoramos con los higos cortados en cuartos.


Horneamos a 180ºC unos 20 minutos o hasta que al pinchar con un palillo este salga limpio.



Dejar enfriar encima de una rejilla antes de desmoldar.


 A mi los higos me encantan , me traen recuerdos de los veranos de mi infancia cuando mi hermano , mis primos y yo eramos los encargados de subir a la higuera a recogerlos y nos los comíamos sentados en el tejado antes de bajar. 

  La tarta es ideal para una merienda acompañada de fruta, yogurt o helado , o incluso para completar un desayuno o un postre. 


Si lo tuyo no son las versiones fit puedes cambiar la harina y el azúcar por los que utilices habitualmente y seguro que está igual de rica.

Si la haces y cuelgas las fotos en RRSS no te olvides de etiquetarme para que pueda verte.


domingo, 19 de mayo de 2019

Galletas de limón

  


   A todos nos gustan las galletas ,y las de limón son un clásico que combina con todo. Además los limones contienen  Ácido cítrico, calcio, magnesio, vitamina C, bioflavonas, pectina y limoneno (una sustancia que ayuda al sistema inmunológico y combate las infecciones).


 Estás galletas son muy fáciles de preparar y se hacen bastante rápido (descontando el tiempo de reposo de la masa). Resulta divertido prepararlas con niños.



Ingredientes:

100gr azúcar
300gr harina
150gr mantequilla
1 huevo
1 sobre de levadura química o impulsor
un pizca de sal
el zumo y la ralladura de un limón ( o lima)



Lo primero que vamos a hacer es mezclar el azúcar con la mantequilla hasta formar una pasta, mejor con una batidora de barillas. 


Añadimos el huevo ,el zumo de limón y mezclamos bien. 



En un bol mezclamos la harina, la sal , la levadura y la ralladura de limón. Y poco a poco vamos integrando esta mezcla con la de los líquidos.


Terminamos amasando con las manos.



Una vez la masa esté lista la  filmamos y dejamos reposar en la nevera un mínimo de media hora.

 Sacamos la masa y encendemos el horno para que se vaya calentando.

Ponemos la masa entre dos hojas de papel de horno  (si no tenemos podemos hacerlo sobre una mesa enharinada) y estiramos con la ayuda de un rodillo. A mi me gusta dejar las galletas un poco gorditas , pero eso va en gustos.

  Cortamos con ayuda de un corta pastas, una taza o lo que tengamos y las vamos colocando en la bandeja de horno.




  Horneamos aproximadamente 10 minutos a 180ºC. El tiempo de horneado varía según el grosor. Una vez que empiecen a coger color por los bordes ya están listas.

Dejamos enfriar sobre una rejilla. 



 Se pueden dejar así ,decorar con azúcar glasé o con un glaseado de limón. Yo opté por la opción del glaseado , que es muy fácil de preparar. 

 Glaseado de limón:
El zumo de un limón y azúcar glasé.

Yo pongo en un cuenco azúcar glasé y voy añadiendo el zumo poco a poco mientras remuevo hasta obtener una textura de crema.


Volcar el glaseado por encima de las galletas y decorar con ralladura de limón o lima.


 Estas galletas son ideales para merendar y tengo que decir que ya se han convertido en las preferidas de mi madre , que no deja de pedirme que las haga.


  Seguro que os quedan genial!!!